Aquilino Iglesia Alvariño

(1909-1961)

Aquilino Iglesia Alvariño (1909-1961)

(Seivane – San Xoán de Vilarente – Abadín, Lugo, 11 de junio de 1909[1] – Santiago de Compostela, 29 de julio de 1961). Profesor, escritor, poeta y traductor español en lengua gallega y castellana.[2]

Estudió en el Seminario Santa Catalina de Mondoñedo. Entre 1935 y 1949 fue director del Colegio León XIII de Vilagarcía. Tras haber estudiado Filosofía y Letras en Santiago y obtenido una cátedra de Latín, ejerció la enseñanza de este idioma en institutos de Lugo, Pontevedra (donde coincidió con Filgueira Valverde siendo éste director), y Santiago. Fue miembro de la Academia Gallega y colaborador del Instituto de Estudios Gallegos Padre Sarmiento. Tradujo al gallego textos de autores clásicos (Horacio, Teócrito, Tibulo), y también, además de a la enseñanza, dedicó su vida a la creación poética.

Su poesía se inscribe dentro de la corriente iniciada por Noriega Varela que dio en llamarse humanismo paisajista o neovirgilianismo, que comparte con autores como Díaz Castro o Crecente Vega.

En su obra se percibe la huella de la poesía clásica, del saudosismo portugués y, en menor medida, del imaginismo heredado de Amado Carballo y del creacionismo de Manuel Antonio. Los temas recurrentes en su poesía son el dolor existencial y el paisaje. Antes de la guerra civil publicó «Señardá» (1930), un poemario formado por sonetos en el que el tema principal es el dolor; y «Corazón ao vento» (1933), que presenta una mayor apertura hacia el vanguardismo.

En 1947 aparece «Cómaros Verdes», primer libro publicado en gallego tras la guerra, en el que abandona la rima empleando preferentemente el endecasílabo blanco y se sumerge en un paisajismo en el que la soledad es un tema fundamental. En «Día a día» (1960) domina la actitud existencial con continuas referencias al pasado y en un tono grave y reflexivo. Con «Lanza de Soledá» (1961) vuelve al soneto y la temática se centra en la angustia humana en medio de una “Noche” simbólica en la que la contraposición luz/sombra tiene gran importancia. En ese mismo año publica también «Nenias», poemas homenaje a autores gallegos y foráneos, modernos y antiguos, que van desde Catulo hasta Rosalía.

Se le dedicó el Día de las Letras Gallegas de 1986.

El viernes, 12 de julio de 2009, coincidiendo con el centenario de su nacimiento, el Ayuntamiento de Abadín, y varios escritores, junto con el club PEN Galicia, celebraron una recepción de autoridades y descubrieron una placa conmemorativa en la casa natal del poeta.

Obra:

  • Señardá (Lugo, 1930).
  • Corazón ao vento (Lugo, 1933).
  • Contra el ángel y la noche (Buenos Aires: Emecé, 1941).
  • Cómaros verdes (Villagarcía de Arosa: Celta, 1947).
  • De día a día (Villagarcía de Arosa: Celta, 1960).
  • Nenias (Vigo: Galaxia, 1961).
  • Lanza de soledá (Orense: Editora Comercial, 1961).
  • Leva o seu cantare (Villagarcía de Arosa: Celta, 1964).
  • Cantares de Meis (Meis Poio, 1965).

Traduccion

  • Horacio, Carmina (Madrid: CSIC, 1950).
  • Plauto, A comedia da oliña (Vigo: Galaxia, 1962).

Ensayos

  • Noriega Varela, poeta da montaña (Vigo: Galaxia, 1969).
  • A lengua dos poetas do Norte de Lugo (La Coruña: Pubricaciones de la Real Academia Gallega, 1964).
  • “Lengua e estilo de Cabanillas” Obras completas de Ramón Cabanillas (Bue

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *